Jesús Ortega, entrevista Reforma

Entrevista / Jesús Ortega / Plantea cancelar elección abierta

Jesús Ortega: Presidente del PRD

Claudia Salazar

(28 julio 2009).- Jesús Ortega reconoce que el PRD está en el límite y propone que para salvar al partido de sus crisis se elimine la elección universal, directa y secreta de dirigentes y candidatos, porque es la causa y origen de las disputas internas.

Como parte de la propuesta de reforma que presentará en el Consejo Nacional del fin de semana, el presidente nacional del PRD plantea nuevas reglas para lograr la democracia interna sin confrontación.

“Las elecciones en el PRD son un problema más que una solución”, declaró en entrevista con REFORMA.

En su propuesta, planteará que el presidente del partido sea electo por el Consejo Nacional y que los órganos de decisión tengan facultades para elegir dirigentes y candidatos.

“No hay alternativa, no hay opción, o hacemos la reforma en este Congreso Nacional(a convocarse para diciembre) o la fractura será mayor”, advirtió.

 
 
¿A qué conclusión llegó sobre las causas del resultado electoral del 12 por ciento? ¿Es la debacle?

No podría calificar el resultado como una debacle. El PRD está muy lejano de una situación de catástrofe, sí es un resultado malo en el que influyeron varios factores:
 
El olvido de los principios éticos que le dieron origen al PRD, porque se pelean regidurías, diputaciones y posiciones sólo para ocupar espacios de poder. Es un cáncer que ha invadido a los órganos del partido.

La visión patrimonialista, que provoca malos candidatos. En el DF fue un error hacer la elección interna, el PRD ya no resiste otro procedimiento así, el ejemplo es Iztapalapa.

Los casos de Zacatecas y Michoacán impactaron en el resultado electoral.

La propaganda fue buena, pero faltó contundencia a nuestro mensaje sobre el asunto del desempleo y crisis económica.

Y fuimos a la campaña con dos visiones de partido y unos compañeros se fueron con otros partidos.

 
 
¿Fue una responsabilidad colectiva?

Nunca las derrotas son resultado de una sola persona, eso no me lleva a reconocer que yo soy el principal responsable, lo asumo. A pesar de que se hizo el esfuerzo, no se pudieron solucionar los problemas.

Con serenidad y cautela veamos las causas y no constituyamos comités de salud pública para ir irracionalmente a cortar cabezas.

 
 
Le pidieron la renuncia al PRD ¿por qué no lo hizo?

Desde luego pensé en esa posibilidad, pero con responsabilidad decidí no hacerlo, porque el PRD no debe actuar imitando lo que hacen otros partidos.

Han sido solicitudes con ánimos de venganza, rencores, oportunismos y en algunos casos mala fe.

La circunstancia del PRD y el PAN es diferente, German fue puesto por el Presidente y él lo destituye, como ahora pone a César Nava.

Yo no soy resultado de ninguna imposición, quizá soy el primer presidente del partido que no es resultado de una decisión de uno de los líderes “morales”, como les llaman.

No era buena la renuncia, porque en una situación de inestabilidad lo peor es que se suelte el volante, el control.

 
 
Se vio su permanencia como un intercambio frente a la no expulsión de López Obrador.

Esa lectura es equivocada. Nunca se puso ni se pondrá mi permanencia en el PRD en términos de intercambio ni la aceptaría. Yo no iba renunciar bajo ninguna circunstancia.

Se analizó el resultado y se concluyó que uno de los factores fue la división interna y que sería un suicidio insistir en ello. Había que parar el deterioro del PRD con una reforma del partido.

 
 
¿No hay una fractura, a pesar de que hay dos visiones diferentes en el PRD?

Hay visiones y comportamientos del quehacer político diferentes y esa es la esencia de la reforma ¿Pueden en una entidad política convivir compañeros que tienen diferencias? Unos dicen que no y para mi eso es una salida falsa.

El centro de mi propuesta es lograr una forma de convivencia civilizada y democrática, que permita una lucha común por objetivos comunes, aunque haya diferencias.

 
 
¿Cuál es su propuesta de reforma del partido?

Propongo que el presidente del partido no sea electo por el voto universal, directo y secreto, sino por el Consejo Nacional, de entre sus miembros, para que dé cuentas permanentemente y esté sujeto a las decisiones de este órgano.

La democracia indirecta es válida para tomar decisiones.

Que los órganos directivos del partido tengan facultades de elección de dirigentes y de candidatos, porque las elecciones en el PRD se han convertido más en un problema que en una solución.

 
 
¿Qué le pediría a Cuauhtémoc Cárdenas y a López Obrador para que contribuyan en la reforma del PRD?

Deben hacerlo, son liderazgos muy importantes.

Ellos deberían contribuir a la reforma del partido, a cultivar los principios democráticos, a institucionalizarlo; pero no es fácil.

A muchas personas se les impone el espíritu conservador y se convierten en obstáculos para la reforma del partido.

A ellos y a los dirigentes de corrientes les pediría ¡vamos por la reforma del partido! para que superemos la crisis en la que nos encontremos.

 
 
 
Así lo dijo
 
“O hacemos la reforma o caemos en una dinámica más aguda de confrontación interna y en nuestra influencia en la vida política del país”.

“En un acto decisivo de la reforma, pediría disolverse como grupos de presión, todas las corrientes”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: